i love 80's

lunes, 15 de junio de 2009

Crónica de una graduación.

El sábado fue la graduación del Anáhuac. Mi amiga “Rosa” me invitó. Al principio todo fue un desmadre porque yo iba a ir con mi amiga Mariana y pues le dije a “Rosa” que nos sentara juntos, pero resulta que en su mesa solo quedaba un lugar, así que nos iba a pasar a la mesa de no sé quién y se iba a sentar en su mesa Betty (que originalmente se sentaría en la mesa de no sé quién). Total que el mero día del evento me dijo Mariana que no iba a ir, entonces ahí me tienen como loco viendo a quien le acomodaba el boleto. El Beto que no iba a ir porque estaba en un congreso, el Quique que ya tenía boleto porque iba a ir con Sofía, pues el afortunado fue “El chino”.

Llegamos y pues a saludar a un montón de gente antes de entrar. A Ortiz, a Fery, a Juanpito y a un montón de gente más. Y pues ya entramos aunque seguíamos sin saber en qué mesa íbamos a estar. Media hora pasó para que resultara que la mesa en que había conocidos y lugares disponibles era en la de mi amiga Fery. Pues ahí estábamos Ortiz, Fery, Magda (su hermana, compañera mía de la prepa), su mamá, Juanpito, y al rato llego René y yo. A un lado nuestro estaba una mesa con maestros así que me tocó saludarlos antes de sentarme a tomar unos tequilitas.

Y pues entre que nos paramos a caminar un rato, a fumarnos unos cuantos cigarros y a tomar los respectivos tequilas llegó la hora de la cena. La clásica pechuga de pollo rellena. Después de cenar la mamá de Fery se levantó, supongo yo, al baño y aproveché para quitarme la corbata y desabotonarme el botón de hasta arriba de la camisa, ese que nada mas sirve para apretar la “manzana de Adán”. Y que me empiezan a llegar las ganas de bailar y que me digo “chingue a su madre, aunque sean cumbias” y que me paró y me uno al círculo de baile de los amigos.

Pasó por lo menos una hora hasta que fui por otro tequilita y otro cigarrito. Acabándose tales cosas necesarias para la vida me fui a bailar otro rato. Pero tenían que ser un grupo versátil. Y llegó el momento que no queríamos que llegara: las canciones de caballo dorado. Lo cual se tradujo en otro tequila y otro cigarro. Me disponía a ir a orinar cuando comienzan a tocar “yo tomo” de los Versuit y pues mejor me fui a bailar otro rato. Una par de canciones mas ya fui a orinar.

Otro tequila y otro cigarro. Vamos a la pista otra vez que ya están tocando las de “Vaselina” (las de la película). Pues esa fue la última de las sesiones de baile por que después empezaron a tocar banda y norteña y a esos si no le entro. Y luego el mariachi. Ese nomas es para cantar.

Pues solo nos tomamos un litrito de tequila entre 4 compas, pero estuvo bien.

Este evento me hizo preguntarme lo mismo que todos los hombres se preguntan en un momento de su vida.

1.- ¿Por qué las mujeres van de a 2 o más al baño?

2.- ¿Por qué las mujeres no pueden usar el mismo vestido en 2 eventos diferentes?

3.- ¿Por qué las mujeres usan zapato de tacón alto si saben que solo los van a aguantar la 2 primeras canciones y luego van a bailar descalzas?

Creo que nunca lo sabremos.

4 comentarios:

  1. Esas respuestas pertenecen a una dimensión desconocida.

    Yo renuncio a saberlo.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Si yayoman, si las puedes saber:

    Vamos de dos en dos al baño, para que la otra nos cargue la bolsa en lo que estamos haciendo lo que tenemos que hacer, o también para que empuje la puerta del baño y no se abra.

    Vamos a una fiesta con un vestido y vemos a algunas personas y si vamos a otra fiesta, podemos encontrarnos a ésas mismas personas y no podemos arriesgarnos a llevar el mismo vestido porque sería una vergüenza, dirían que si no tenemos otro,es así de fácil.

    Y 3a. porque la impresión que damos al llegar es la que cuenta, después ya en confianza nadies se fija que no traes zapatos,ja!

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. ¿PORQUE A LAS MUJERES JAMÁS LAS ENTENDEREMOS?
    A MI MUJER AÚN NO LA ENTIENDO Y A LO MEJOR POR ESO SIGO CON ELLA.
    UN ABRAZO, JODIO AMIGO
    AH, LO DE LA MANTA LO COGI DE UN BLOG Y SE QUEDÓ AHÍ Y NO SÉ QUITARLO PERO ES CACHONDO, ¿NO?
    OYE ESO DE LOS TEQUILAS QUÉ RECUERDOS, AMIGO, ME HAS TRAIDO DE TU PAÍS. ALLÍ SABEN DISTINTOS, TE JURO.

    ResponderEliminar

Así ve la vida un feto tapatío de 23 años. ¿tu que opinas?